Un coro muy movido

Agrupación: 
Año: 
Fecha: 
27/01/2020

Turno en la octava sesión de clasificatorias del Concurso de Agrupaciones del Falla, par el coro que llega desde Mérida, con el nombre de Coromía. El pasado concurso fueron Los protestantes. Se presentan versionando al conocido grupo de Locomia. “No quiero normas, voy a vivir”.

El primero de los tangos a la afición que ellos sienten por el carnaval de Cádiz. En Mérida tienen un trozo de la Tacita. Recuerdan aquellas agrupaciones que a ellos les enamoraron. El sueño de un niño que se siente como un gaditano más, sin olvidar que están cantando en la cuna del carnaval. El segundo a la conversación de un hombre con su mujer, recordando los momentos buenos pasados juntos, para finalizar declarándole que se ha vuelto a enamorar de otra persona.

El primer cuplé a su primo con la dieta, que cada vez está más loco. El efecto fue que aquello se le quedó como un acordeón. El segundo a la moda de intercambio de parejas y a las sorpresas que se llevan algunos en la oscuridad. Estribillo con coreografía acompañada con grandes abanicos.

Humo, luces, bailes y ritmos de batería, para comenzar el popurrí. Eligen canciones de música disco para sus cuartetas, que ellos interpretan de una forma muy movida. Anécdotas de los que se encuentran en la discoteca, como Abascal, que parecía un machomen y no lo es. Recuerdan los años noventa, repasando los grupos de la época. Una actuación con mucho ritmo.  

publicidad