Chirigoteros por amor al barrio de La Viña

Una buena chirigota salió en segunda posición. Los chirigoteros lo hicieron bonito y contaron un poco de qué iba este año el tipo: el padre, la madre, los abuelos y todos los niños. El sonido del tres por cuatro viñero se nota en el mismo momento en que esta agrupación pisa el escenario. La presentación fue seguida por un público que reventó con la primera letra de la chirigota. Hermosa, reivindicativa y cantada con mucho sentimiento por el tema que hablaba. Una nueva perspectiva de tratar el tema de la ETA y su anuncio de abandonar las armas.


No me gusta guardar letras para las fases de cuartos y semifinales

Manolín Gálvez Núñez es el director de la chirigota viñera, un coplero que lleva muchos años metido de lleno en el mundo de las agrupaciones y al que los nervios ya no le traicionan tanto antes de una actuación, "hombre, para qué negarlo, estamos nerviosos pero se aguantan perfectamente". La chirigota cantó también en los primeros días del Concurso y sus componentes han esperado estóicamente la llegada del día de hoy para volver a estar en el Falla, "hay mucha tensión en la espera, pero nosotros nos hemos olvidado de todo metiendo nuevas letras. De todas formas es un buen rollo".


La chirigota de Manolín Gálvez divirtió al público

La chirigota era de las esperadas con la música de José María Barranco. La presentación de estos niños y familia viñera por excelencia fue muy vitoreada por el público que sabía que la actuación le iba a gustar.

Los dos pasodobles llevaban la letra y el sonido viñero que los aficionados conocen desde hace ya bastante tiempo. Bien cantados y gustando mucho. Los chirigoteros disfrutaron y el público hizo que la actuación fuera verdaderamente genial para ser el primer día.

Suscribirse a RSS - Con el 12 basta