Jesús vuelve a entrar triunfal en un Cádiz que ansia vivir la Pasión

Versión para impresiónEnviar por correo
Borriquita, Despojado, Sagrada Cena, el regreso de Las Penas y Humildad y Paciencia completan el Domingo de Ramos
Procesiona el: 
Año: 
2015
Fecha: 
Domingo, 29 marzo, 2015 - 04:00

De nuevo las calles huelen a incienso. Las iglesias vuelven a ser el centro de atención. Y las miradas se vuelven al cielo. De nuevo llega la Semana Santa. De nuevo, los cristianos viven la Pasión. Una Pasión que en Cádiz se vuelve penitente con una treintena de cofradías en la calle que nos recuerdan cada uno de los momentos que Jesús vivió y sufrió para morir de Amor por nosotros.

Pero antes del dolor y la Gloria, Jesús vivió el triunfo con su entrada en Jerusalén. Un Jerusalén que en Cádiz tiene su puerta en la iglesia del Carmen.

A las 14.30 horas la primera Cruz de guía de la Semana Santa se pondrá en las calles de Cádiz un año más.

La hermandad de Jesús de La Paz, la Borriquita, iniciará su andar hacia la Catedral de Cádiz y pedir la venia para realizar su estación de penitencia.

La corporación se pondrá en la calle donde lucirán, por primera vez, los candelabros de guardabrisas en el frontal del paso, lo que ha permitido la redistribución de las imágenes del paso de misterio, adelantando la imagen del Señor y de San Juan.

Además, la hermandad sigue renovando los hábitos de sus hermanos estrenando nuevos antifaces de terciopelo.

Una cofradía que, además, cumple este 2015 sus bodas de plata como corporación carmelitana.

 

Desde Extramuros volverá a mostrar su belleza nuestro Padre Jesús del Amor Despojado de sus Vestiduras. Más de 300 hermanos volverán a vestir el hábito penitente para acompañar al Señor en su caminar por las calles de Cádiz.

Un camino que avanza cada año en esta corporación, este año con el estreno de los candelabros de guardabrisas del nuevo paso de misterio, tallado por Manuel Oliva. Están realizadas en madera tallada que también doradas, aunque es un proyecto a largo plazo. Además, en el paso, a los pies del Señor que talló Romero Zafra, estará su nueva cruz, donada por un hermano, realizada por Enrique Lobo.

La hermandad Salesiana, además, está inmersa en la celebración del Bicentenario de la nacimiento de San Juan Bosco, fundador de la Orden.

 

De nuevo al centro de la ciudad, al barrio de Santa María, para ver salir a las 17.30 horas desde la iglesia de Santo Domingo a Jesús del Milagro de la Sagrada Cena.

El portentoso misterio volverá a recordarnos cómo Jesús se convierte en Pan y en Vino para quedar presente entre nosotros para siempre en la Eucaristía. Un Milagro que se produce en una mesa que el Señor comparte con sus Doce Apóstoles y que luce este año más bella gracias al bordado del frontal del mantel, realizado por Jaime Zaragoza.

Y antes de que se inicie su andar, la primera levantá la realizará el gaditano José Antonio Verdía.

En San Lorenzo las Penas se vuelven alegrías por el regreso de la archicofradía a la jornada del Domingo de Ramos. Tras un año sin poder realizar la estación de penitencia, la cofradía se ha reorganizado y regresa a las calles de Cádiz.

La imagen de Nuestro Padre Jesús de las Penas y María Santísima de la Caridad estarán de nuevo con todos los gaditanos sobre sus pasos desde las 18 horas, dirigidos ambos por Manuel Ruiz Gené, capataz general.

Una cofradía que, además de su reorganización ha cambiado también el acompañamiento musical, contando por la Banda de Cornetas y Tambores Santísimo Cristo de los Milagros de Sanlúcar. El paso de palio de María Santísima de la Caridad va con Filarmónica Ciudad de Conil.

Además, pondrá el cortejo en la calle con una restaurada Cruz de Guía, además de los faroles de acompañamiento, el guion corporativo y la Virgen de Pilar de la entre calle del paso de palio.

Además, por primera en el palio de María Santísima de la Caridad lucirá la Gloria realizada por Miguel García y el sobre techo de palio, realizado por José Antonio Verdía.

 

Cerrará la tarde del Domingo de Ramos a las 19.15 horas desde San Agustín la cofradía de Humildad y Paciencia.

Tras celebrar el 350 aniversario de la llegada de la imagen de Nuestro Padre Jesús de la Humildad y Paciencia, obra de Jacinto Pimentel, la cofradía ha seguido trabajando y mejorando el cortejo. Así, este año, los hermanos que acompañan a Nuestra Señora de la Amargura lucirán las nuevas capas de los hábitos.

Versión para impresiónEnviar por correo

publicidad