Asombroso brillo azulado del agua

Jordan Robins, un fotógrafo acuático profesional, de 26 años, se desplazó hasta Nueva Gales del Sur, Australia, el pasado 25 de abril para capturar en vídeo el asombroso brillo azulado del agua de una bahía bioluminiscente.

La floración de las algas bioluminiscentes de la bahía de Jervis Bay hizo que Robins se pasara toda la noche para capturar el brillo de su magia.

En el vídeo, ese brillo azulado, producido por el roce de las algas al contacto con su mano y el vaivén de las olas, es captado por la cámara provocando que el espectador se quede embobado con el fascinante espectáculo de la naturaleza.

El fenómeno natural sucede cuando los pequeños organismos emiten una luz como mecanismo de defensa. "Las imágenes muestran el resplandor azul brillante que produce la microalga Noctiluca scintillans en la noche cuando es perturbada", dijo el fotógrafo a Caters.
 

publicidad