Explicación arqueológica al bíblico Goliat

Arqueólogos han encontrado antiguos e impresionantes restos arquitectónicos de la antigua ciudad filistea de Gath, que ofrecen una explicación al gigante guerrero bíblico Goliat.

Las excavaciones anteriores en el sitio, conocidas como Tell es-Safi, descubrieron ruinas que datan de los siglos IX y X aC, pero el nuevo descubrimiento sugiere que la ciudad de Gath estaba en su apogeo en el siglo XI antes de Cristo, durante la época de Goliat.

Goliat fue el filisteo a quien David de Belén, segundo rey de Israel y Judá, venció en combate singular. Junto con Gaza, Ashkelon, Ashdod y Ekron, Gath fue una de las cinco ciudades filisteas hasta su caida en el 830 aC a manos del rey arameo Hazael.

Si bien los arqueólogos han sabido durante décadas que Tell es-Safi contenía las ruinas del lugar de nacimiento de Goliath, el reciente descubrimiento debajo de un sitio preexistente revela que su ciudad natal era un lugar de una grandeza arquitectónica aún mayor que la de Gath de un siglo más tarde.

Para el profesor Aren Maeir, del departamento de arqueología de la Universidad de Bar-Ilan, quien dirigió el descubrimiento en Tell es-Safi, los hallazgos ofrecen una manera de dar sentido a los relatos bíblicos de gigantes masivos como Goliat cuando no existe evidencia arqueológica para verificarlos.

"No hay esqueletos de personas que son más altas que los pivots de la NBA", dijo Maeir, citado por The Jerusalem Post. En su lugar, sugirió que las historias míticas de la Biblia reflejan cómo una sociedad alegoriza los logros de sus antepasados, como se ve a través de las estructuras masivas que dejaron atrás.

"Gath era la ciudad más grande en la tierra de ese tiempo, y parece haber tenido una arquitectura muy, muy impresionante", dijo Maeir. "Los filisteos eran la cultura dominante en la región, tanto política como militarmente y probablemente culturalmente".

El recuerdo de este dominio, acompañado por la presencia de los restos físicos de la sociedad, inspiró la tradición de que los habitantes de Gath eran gigantes, un tema que también aparece en otros cuentos bíblicos.

"Cuando la gente ve restos de una arquitectura muy impresionante y dice: '¡Guau! "¿Cómo podría alguien haber construido eso?". Una de las explicaciones que a veces ofrecen es: "Esto debe haber sido hecho por gigantes del pasado", dijo.

Maeir, quien ha estado estudiando el sitio de Tell es-Safi durante 23 años, encontró restos impresionantes de muchas culturas, pero de la ciudad de Gath en particular.

"Una de las cosas buenas de las excavaciones en este sitio, y la arqueología en general, es que cada vez que se realizan excavaciones, hay sorpresas", dijo Maeir. "Hasta ahora, pensábamos que Gath era la mayor de las ciudades filisteas en los siglos 10 y 9 antes de Cristo, y el hallazgo que tenemos ahora puede indicar que también fue la más grande ya en el siglo XI. Hay cosas que creías saber, pero los nuevos descubrimientos te dicen: 'Aquí hay algo nuevo'".

 

 

publicidad