La mayor feria de electrónica

Además de nuevos modelos de drones, propuestas sobre ropa inteligente y electrodomésticos más avanzados, los coches serán los principales protagonistas de la próxima feria internacional de electrónica CES, que se abre el próximo martes en Las Vegas, pero que comenzará a calentar motores ya este domingo y mañana lunes.

En esta edición, el mundo de la automoción tendrá un espacio mayor que en anteriores ocasiones gracias al esfuerzo de muchos fabricantes de integrar software a sus nuevos modelos, con el fin de lograr una mayor comodidad para conductor y pasajeros, y aportar nuevas funcionalidades.

En esa búsqueda hacia el coche del futuro, algunas multinacionales empezaron hace años a instalar con cuentagotas navegadores GPS y pequeños ordenadores de a bordo. Pero, sucumbiendo a los avances tecnológicos, los modelos más actuales permiten controlar todas las funciones de manera sencilla y centralizada.

La conexión a internet ya es una realidad y estará presente en los próximos años. Hasta once marcas tendrán su espacio en esta edición, donde los directores generales de Ford y Mercedes-Benz tendrán sus respectivas intervenciones, en las que hablarán acerca del coche del futuro, capaces de solventar obstáculos de forma autónoma, evitar golpes, estacionar por sí solos y manejados por dispositivos móviles.

ALGUNOS "WEARABLES"

También se darán a conocer algunas de las nuevas propuestas en materia de tecnología «wearable» -vestible, en español-, de la que se espera que sea en 2015 cuando se asiente definitivamente en el mercado, después de una tibia acogida en el pasado. Alcatel será uno de los que entren en este ámbito con un reloj de creación propia.

No faltarán los habituales reyes del salón con las nuevas gamas de televisores inteligentes, cada vez con resoluciones más avanzadas. La Ultra Alta Definición (UHD) o 4K será el principal aliciente de la mano de las firmas surcoreanas LG y Samsung, que exhibirán su particular pelea por hacerse con el control del mando a distancia en el sofá. Ambas marcas presentarán sus nuevas colecciones, cada una con sus propios sistemas operativos propios (WebOS, en el caso de la primera, y Tizen, para la segunda).

Pocos dispositivos móviles se esperan en este evento, dado que las empresas del sector se esfuerzan en llevar sus innovaciones a la feria Mobile World Congress de Barcelona, que llegará ya en marzo. Pero sí se ha hablado de algunos diseños que se podrían desvelar en los próximos días. Habrá pequeñas excepciones como las de Sony, que presentará un nuevo teléfono móvil inteligente en formato «phablet» -por encima de las seis pulgadas-, así como una nueva tableta de la gama Xperia. Es posible que veamos al próximo buque insignia de HTC que vendría a suceder al One (M8). LG presentará la segunda generación del teléfono curvado G Flex como novedad.

Asus, por su parte, dará a conocer un nuevo modelo de la gama Zenfone, mientras que una de las sorpresas de la feria vendrá de la mano de Kodak; el gigante de la fotografía entrará en el campo de la movilidad con un smartphone propio basado en el sistema operativo Android, el de mayor penetración en la actualidad.

Vehículos aéreos no tripulados (drones, como se conocen popularmente), electrodomésticos inteligentes, neveras de doble puerta y cámaras fotográficas profesionales tendrán también su espacio en este escaparate internacional, que contará con 170.000 metros cuadrados, unas 3.600 marcas y presencia de 140 países.

El tema de la conferencia inaugural, prevista para mañana, correrá a cargo del presidente de Samsung, BK Yoon, que explicará la llamada «internet de las cosas», era en la que nos encontramos y que plantea que los objetos cotidianos tomen una nueva forma gracias a conectarse a la Red.

publicidad