La organización de futbolistas y directivos amañó al menos tres partidos de Primera, Segunda y Tercera

La Policía investiga la captación de jugadores y el pago en dos fases, una antes del partido y otra una vez producido el resultado pactado
OCádizDigital
28/05/2019
Deportes
0|QZJdyg8ZnYs

La organización desarticulada por la Policía Nacional en la operación 'Oikos' amañó al menos tres partidos de la Primera, Segunda y Tercera División, según ha confirmado la Policía Nacional. Durante este martes se han practicado nueve entradas y registros en varias provincias y se prevé la detención de once personas.

La operación 'Oikos' (casa, en griego) está dirigida por el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 5 de Huesca y se investiga una supuesta organización que se dedicaba a concertar entre futbolistas de élite amaños a través de las casas de apuestas. Los delitos que se le imputan son el de amaño deportivo, blanqueo de capitales y organización criminal.

Está prevista la detención de once personas, entre las que se encuentran jugadores de fútbol de Primera División retirados y en activo, jugadores en activo de Segunda División y también presidentes y directivos de un club.

Los agentes de la Policía se han personado, entre otros lugares, en el estadio de la Sociedad Deportiva Huesca. Según apuntan fuentes de la investigación, una de las personas salpicadas por esta trama sería Agustín Lasaosa, el presidente de este club de fútbol recién descendido a Segunda División tras pasar un año en la máxima categoría.

INTENTOS DE AMAÑOS EN AL MENOS TRES PARTIDOS

Según ha informado la Policía Nacional en un comunicado, la investigación ha permitido corroborar que los investigados alcanzaron acuerdos con diferentes jugadores para "amañar" al menos tres partidos correspondientes a la Primera, Segunda y Tercera división. El amaño relativo a la Tercera división resultó infructuoso, comprometiéndose los jugadores implicados en compensar las pérdidas realizando otro en el futuro.

Uno de los amaños, correspondiente a la Segunda división, tuvo una fuerte incidencia en las apuesta al registrar las casas un volumen de dinero hasta 14 veces más elevado al normal para esta división. Se trata del Huesca-Nàstic (0-1) disputado el 27 de mayo de 2018. Hasta 30 casas de apuestas suspendieron entonces las cotizaciones para este encuentro tras detectar entradas de dinero para el empate sin goles al descanso y la victoria visitante final.

La Policía Nacional ha subrayado que está "a la vanguardia de la lucha contra las nuevas actividades criminales" y que, por este motivo, creó en el año 2017 el CENPIDA (Centro Nacional Policial de Integridad en el Deporte y Apuestas), con el único cometido de garantizar la integridad y limpieza en el deporte.

MODUS OPERANDI DE LA ORGANIZACIÓN

Según detalla la Policía, los supuestos amaños en el fútbol se concertaban en diferentes fases, comenzando por la selección de encuentros, preferentemente al inicio o al finalizar la competición ligera. A partir de ahí se trazaba un intento de pactar apuestas combinadas, que incluye resultado parcial y final y otros datos como el lanzamiento de saques de esquina para, de esta forma, incrementar notablemente los márgenes de ganancia.

En la fase de captación, se realizaba un "tanteo" a algún miembro de la plantilla, teniendo como preferencia a algún capitán. Aceptado el amaño, entonces se concretaba la forma de pago, siempre en metálico y en dos fases: una previa al encuentro y otra una vez producido el resultado pactado. Eran los supuestos cabecillas de la organización los encargados de anticipar el dinero a los jugadores 'comprados' y para realzar las apuestas.

Durante los meses de la investigación se ha contado con la colaboración de Europol, la Dirección General de Ordenación del Juego y La Liga de Fútbol Profesional. Fuentes de LaLiga consultadas por Europa Press han confirmado que desde este estamento del fútbol se presentó una denuncia a raíz de las sospechas del Huesca-Nàstic del 27 de mayo de 2018.


publicidad