Afligidos hace de la fiesta de los Dolores su particular Jueves Santo

La cofradía celebró su 300 aniversario devocional con una salida extraordinaria
Mayte Huguet
16/09/2019
Semana Santa

El día de la festividad de los Dolores de María se convirtió en un Jueves Santo.

Aunque la única protagonista de la jornada fue la cofradía de Afligidos.

Calles y plazas llenas para vivir un domingo cofrade en pleno mes de septiembre.

La corporación celebró con una salida extraordinaria su 300 aniversario devocional.

Una procesión formada por un largo cortejo formado, no sólo por sus hermanos, sino también por las hermandades de la parroquia de San Lorenzo y por las del Jueves Santo y de la Madrugada de Cádiz.

Una procesión que tuvo como primera particularidad ver a la Santa Mujer Verónica sola.

Portada en una parihuela, la imagen fue la primera protagonista por su presencia fuera del misterio, por su manera de vestir y por el paño, obra del sanluqueño Juan Antonio Sánchez.

Y tras la representación de las corporaciones, de los hermanos, hermanos mayores y representación del Consejo de Hermandades, el paso de misterio, exornado en esta ocasión con rosas rosas.

Nuestro Padre Jesús de los Afligidos vestía su túnica de cola y María Santísima de los Desconsuelo su manto recién restaurado del siglo XVIII.

El conjunto escultórico, al que se sumaba el centurión romano traído desde Morón de la Frontera, sí presentaba una estética algo diferente a la del Jueves Santo.

Así, María Magdalena, llevaba su característico pelo suelto sólo a un lado.

Y otra de las novedades, la música.

La banda de Rosario puso las marchas de cornetas y tambores desde la salida desde San Lorenzo hasta la calle Montañés.

En ese momento, desde Sevilla puso la música de Las Cigarreras, con marchas propias de banda de música para el misterio.

Con un itinerario similar al del Jueves Santo la cofradía celebró esta procesión extraordinaria a la que le puso también letra el coro La Salle Viña Jesús Monzón en la calle Santa Inés para llegar, casi en la jornada del lunes, a su casa de la calle Sagasta. 


publicidad