Comparsa: "diario de abordo"

Diario de abordo


Juegan con el doble sentido, porque al final van de albañiles haciendo un tejado. El grupo suena bien en su presentación. Primer pasodoble a Gibraltar y las relaciones con la Roca. No se aprecia precisamente una buena relación. El segundo a una peña cadista de Arcos que acepta otros colores. Mi no comprender. Ni el primero ni el segundo. No están precisamente bien escritos, argumentados ni elegidos los temas. Música excesivamente plana. Primer cuplé a la crisis, que están tan tiesos que ni forillo. El segundo, sobre El Parrita, muy conocido en Arcos, es de suponer. El estribillo, con recadito a los políticos. El popurrí no es más que unas cuantas cuartetas engarzadas con mayor o menor suerte. Y terminan sin que quede claro el porqué del tipo.

Chirigota: "los ministros"

Los ministros


Sui generis presentación de esta chirigota que hace su entrada desde la calle, con el forillo levantado una vez que ya subió el telón. Tardan un poco, pero resulta original. Primer pasodoble sobre la crisis y la explicación que dan estos ministros a la situación actual. Lo único que le interesa es cuatro años más, concluyen. El segundo al Carnaval de la falsedad, a lo que se está perdiendo y a los problemas que está generando. Es algo largo en medida, un poco pasado de tiempo. Eso sí, tiene partes brillantez musicalmente . La tanda de cuplés no acaba de romper. El primero a la gran sesión que les ha tocado, pero que nadie esperaba a los toros que se escaparon, refiriéndose al tipo que representan. El segundo al ya mítico superviviente de National Geographic y Cuatro. El estribillo denuncia, con mucha sorna. Popurrí un poco paranoico y que no llega. El humor por el que apuesta cuando no cuaja, no cuaja. Les ha tocado la cruz.

Comparsa: "la consulta del doctor nolotil"

La consulta del doctor nolotil


Representan a los clásicos médicos, profesión que definen en la presentación como “la más generosa del mundo”. Primero pasodoble al problema de una persona mayor con síndrome Diógenes y recuerda que los hijos tampoco la visitan ni le prestan el cariño que merece y necesita. El segundo a la llamada de una inmigrante a su madre, algo que realiza cada mes. Música sencilla, del corte de las comparsas de Tino Tovar de los 90. El primer cuplé a los problemas que generan las hormonas. El segundo, otro más, a la agresión a Berlusconi. El estribillo sencillito. En el popurrí recetan varios remedios carnavalescos. Tiene un toque a murga antigua en algunas cuartetas. Suena bien y es agradable.

Chirigota: "los que no se enteran"

Los que no se enteran


Grandes despistaos de Cádiz, que no se enteran ni dónde están. Selu presenta su obra del año de su pregón. Primer pasodoble de presentación. Que se acaban de dar cuenta de que han quitado la Plaza de Toros. Que nadie se crea que los gaditanos somos tontos, “Carlos Díaz”. El segundo al Concurso, a las críticas que recibe su chirigota. Con tiritos incluidos a lo que ocurrió con ‘Los enteraos’. Música de las que siempre lleva este grupo. Los cuplés, más graciosos que otras veces. El primero a la velocidad a la que cambia la tecnología. La niña le pidió que le comprara un “yorksai” y le dijo que se esperara que iba a salir el “york siete”. El segundo a lo congestionado que se pone un familiar “muy vinagre”. Algo peor. Muy bueno el estribillo. El popurrí tiene cuartetas muy buenas y otras que flaquean algo. Eso sí, tiene algunos golpes antológicos.

Comparsa: "los que viven del truco"

Los que viven del truco


Los situación económica obliga a hacer magia para poder tirar para delante. Eso vienen representando estos isleños. Primer pasodoble del sentimiento de una madre con un hijo que, precisamente, no es un ejemplo. El segundo al Puente Carranza, que cumple 40 años. Aprovechan para que el nuevo que se construye lleve el nombre de Fermín Salvochea. Música sencilla y el grupo la interpreta con corrección. Los cuplés algo más flojitos. A las tendencias sexuales de un primo y su gusto por los futbolistas. El segundo, sobre las peripecias de una fiesta de solteronas. El popurrí resulta algo irregular. Con algunas cuartetas de mérito y otras más discretas.

Chirigota: "derroteitors"

Derroteitors


Llegan los Risto Mejide de la Bahía, derrotando todo lo que se les pone por delante. Menos al jurado, claro. Buena y graciosa presentación. Primer pasodoble al veneno que suelta por su boca, pero al veneno que hay en Cádiz ante todos los problemas que tienen sus habitantes. El segundo al dolor de una abuela que no puede disfrutar ni ver a su nieto tras la separación y proceso de divorcio de los padres. Música sencilla, aunque el grupo tiene algunas carencias que salen a la luz. Los cuplés, discretos. El primero a los aparatos para alargar el pene. Su Enriqueta acaba con angina de pecho. El segundo sobre sus dotes culinarias. Acaban con patatas con huevos. El estribillo, algo mejor. El popurrí no comienza bien, pero se logra recuperar con la cuarteta del premio Nobel de la Paz al Xerez, que no le hace daño a nadie. Luego se mantiene con buenos golpes.

Comparsa: "medio siglo"

Medio siglo


Homenaje a las primeras comparsas, a la de Cádiz y a la de El Puerto. A las que inauguraron la pasión. ‘Los pajeros’ y ‘Los bartolos vagos’. La presentación narra este inicio y la evolución con pasajes de letras de agrupaciones míticas. El primer pasodoble al segundo puente, para que no le llamen así. Que el primer puente es el que crearon las comparsas de El Puerto de coplas con Cádiz en el Vaporcito. El segundo, a ese niño que nació para poder curar a su hermano en palabra del mayor de los dos. Preciosa la música y tremendo el gusto en el remate. Cuplés simpáticos. El primero sobre los cambios en su grupo y que Los majaras ya no es lo que era. El segundo, sobre la moda de dejar ver los calzoncillos. Buenos los dos. Mejor el segundo. Gran estribillo, cortito y bien rematado. Maravilloso popurrí en el que hace un repaso a los 50 años de comparsas. Se apoya en melodías de pasodobles míticos para hacer un repaso de lo que es, sin dudas, la gran pasión de la fiesta. El Falla revienta.